Charlando con Miguel Stamp

Hay cosas que valen mucho más que el dinero para nosotras. Por ello compartir este momento tan especial con Miguel ha sido todo un hito y un sentimiento de recargar pilas total. Como estuvimos mucho rato charlando, repartiremos las ideas en varias publicaciones.

La idea surge de juntarnos en un bar de la calle Atocha con Miguel del mítico fanzine STAMP, Héctor (Sudor, California 82, Portadores del Tinga Tinga, Aparatos Reproductores), Mario (Portadores del Tinga Tinga, Aparatos Reproductores), Paloma (crispetesdeblat) y yo. Así que aquí os dejamos un pequeño debate para reflexionar que esperemos os guste. Siempre amenizado por canciones que surgen mientras charlamos.

Lachicadelpelotricolor: Nos interesa tenerte mucho aquí, Miguel, porque Héctor nos pasó una entrevista que te hacen en Mondo Brutto y nos dijo que le echásemos un vistazo y este es el germen de que tú estés aquí hoy. Por ello la primera idea que quiero lanzar es en qué punto estás ahora con la música y por dónde te mueves.

Miguel Stamp: Yo siempre estoy en la retaguardia. Siempre detrás de todo pero al tanto de lo que pasa. Hay mucha gente que le gusta la música durante un tiempo y luego, piensa que se hace mayor, lo deja atrás. Tengo cantidad de amigos que ya por tener hijos dejan de prestar atención a la escena porque lo ven incompatible. A mí me parece una gilipollez, yo sigo siendo amigo de mucha gente que he ido conociendo durante mucho tiempo y a la vez voy conociendo gente que hace cosas en Madrid, totalmente necesario. La gente debe saber que se están haciendo cosas que son necesarias. Por tanto yo sigo yendo a conciertos y comprando mogollón de música.

Héctor: ¿Tú te lo sigues pasando bien en Madrid?

Miguel Stamp: Yo me lo sigo pasando de puta madre. Me da pena ver lo que ha sido Madrid pero creo que hay gente que está haciendo cosas muy interesantes. Odio la palabra underground, pero a nivel minoritario hay cosas muy interesantes.

Héctor: Yo entiendo underground como fuera de lo comercial o como algo que no quiere un reconocimiento.

Miguel Stamp: Ya pero hay muchas propuestas minoritarias que pueden ser digeridas por todo el mundo.

Lachicadelpelitricolor: a mí lo que me llama la atención es la diferencia entre los grupos que tienen la música como un hobby y no quiere vivir de ella con la de aquellos que quieren explotarla y vivir de ella.

Miguel Stamp: Pero es que ahora los tiempos han cambiado. Es el caso de una canción. La escuchan las 50 personas de siempre a las que les gusta y esa canción ya está grabada en muy poco tiempo en un material discográfico. Por tanto no hay espacio temporal para que madure. Todo es instantáneo.

Crispetesdeblat: Yo veo que en un año se hace el grupo, tocan, se graba el disco, tienen camisetas, una gira…

Miguel Stamp: En menos de un año incluso.

a2336001493_2

Lachicadelpelotricolor: ¿Cuánto tardo Sudor en tener su primer material?

Héctor: Nos formamos en 2006 y la cinta salió en 2008. El rollo de las camisetas llegó en 2010.

Lachicadelpelotricolor: Y en esos dos años ¿Qué hacíais?

Héctor: Dar conciertos.

Miguel Stamp: Ya pero Sudor es lo minoritario dentro de lo minoritario. Yo hablo de algo más pop. Por ejemplo Los Nasty, que suben las canciones al bandcamp, la gente pone en twitter que le gusta y en tres meses tienen disco a la venta.

Héctor: Es que nosotros en su momento decidimos no meternos en plataformas de internet, como en su momento MySpace, que no nos parece mal pero nosotros queríamos más enfocarnos en tocar y sacar cosas.

Marío: Hay muchos, como en el caso de los fanzines, que para ellos la banda no es un fin sino un medio para llegar a otras cosas. Lo utilizan como un trampolín.

Miguel Stamp: Pero es que la edición es mucho más rápida. Antes todo el mundo quería fichar por sellos grandes pero es que ahora con la autoedición o los sellos minoritarios la gente lo ve fenomenal. Sacar ahora algo con Discos Dekirlian o Elefant es el culmen. No veo a nadie diciéndole que no a Luis Calvo, es un honor. Pero cada vez hay menos sellos grandes y cada vez más pequeños.  A mí la idea de autoeditarte me parece maravilloso.

Lachicadelpelotricolor: Es tomar el control total de tu obra.

Miguel Stamp: Exactamente. Otra de las cosas que cambian mucho son las modas. Un grupo que ahora tiene su gracia, en seis meses no lo es y ahora es otro.

Crispetesdeblat: Pero yo creo que hay también interviene la conciencia y el fin que tienen los componentes del grupo. Lo mismo que comentabas sobre la gente que se hace mayor y deja de interesarse por la música le pasa a las bandas. En muchos casos muchos son los que dicen que llevan tocando tres meses y no consiguen nada y lo dejan

0001764465_100

Héctor: El problema es por tanto esa banda. Porque aquellos que se juntar para hacer una banda por pasión van a aguantar carros y carretas.

Miguel Stamp: Es que todo va muy rápido. Tocas en todas las salas como el Siroco o el Juglar , sacas un disco y como la cosa no vaya a más lo dejas por hastío. Si siempre tocas y te ven los mismos 50 y no llegas a más al final lo mandas a tomar por el culo. La gente quiere llegar a más.

Lachicadelpelotricolor: Yo creo que un problema es que hay grupos que tocan demasiado.

Héctor: Yo no estoy de acuerdo, cuando tienes una banda lo que quieres es tocar y cuando montas conciertos, al final no hay tantas bandas y llamas a los de siempre, porque sólo conoces a cinco.

Lachicadelpelotricolor: Pero a mí que me gusta ir a los conciertos de mis bandas favoritas, y todos los meses tocan, va a llegar un momento en el que pase de ir porque es lo mismo de siempre. Lo que me gusta es el ansia por ver al grupo, algo especial y eso se elimina cuando tocas todo el rato.

Miguel Stamp: Yo creo que hay sobredosis de conciertos ahora en Madrid y el fin de semana tienes que elegir a cuál ir.  Ocurre una cosa muy curiosa: no hay dinero, hay pocos locales pero hay muchos grupos y conciertos.

Mario: El causante de todo esto es internet y las nuevas tecnologías. Porque por un lado, de manera positiva tu puedes autoeditarte un disco con tus cuatro colegas, agiliza la comunicación para dar a conocer los conciertos, peor también crea muñecos de papel gigantes que caen muy rápido. Se les da mucho bombo en webs, foros, etc y en muchos casos o el grupo se quema o la gente es la que se quema del grupo. Yo creo que eso antes no pasaba porque ibas a la tienda a por el disco y tardabas, ahora no, en una tarde te puedes poner al día de la escena de Madrid.

Crispetesdeblat: Pero en los ochenta quiero pensar que también había una programación de conciertos todos los fines de semana.

Miguel Stamp: No había nada. Madrid era una ciudad muerta.

Lachicadelpelotricolor: ¿Y todas esas imágenes que nos han vendido de los conciertos de los ochenta?

Miguel Stamp: Hombre había conciertos pero nada comparado con el número de ahora. Es que ahora es una locura.

Lachicadelpelotricolor: ¿Entonces con qué etapa te quedas?

Miguel Stamp: Hombre en la etapa de la movida yo era joven e idiota y era todo muy divertido. Echo de menos muchas cosas que no van a volver nunca. Por ejemplo la radio que era un vehículo muy importante para toda la gente de mi generación. Nos unía a todos y a partir de las dos de la tarde empalmaban los programas  y cambiabas de canal y te tirabas escuchando música toda la tarde. Cada uno con su temática de música. Se mosqueaban cuando estrenaban un disco de un grupo y el otro sobornaba a la discográfica para que lo hiciese en el suyo. Echo de menos eso, un aglutinador.

Héctor: Entonces crees que está todo más separado

Miguel Stamp: Sí, está todo más disperso. Hay muchas microescenas y nada que lo una todo. No os pasa que te dicen que ha tocado fulanito y tú no te has enterado, y mira que estamos rodeados de información.

Crispetesdeblat: Sigo pensando que todo eso es motivado por el fin de las personas que crean la banda. No hay bandas que se hagan ya por amor, sino por llegar a obtener algo y si no lo consiguen lo dejan. Me da esa sensación.

Marío: Yo creo que lo dejan porque no llegan a ser lo que querían ser y por aburrimiento. También por lo que decíamos, durante un tiempo se les ha dado mucho bombo en todos los sitios y ahora se le ha dado de lado porque hay otro grupo de moda.

Crispetesdeblat:  Todo son modas y ahora cada grupo que sale parece que tiene que ser post punk y antes era más pop. Mañana no sé qué será.

Lachicadelpelotricolor: Pero eso es bueno. Es una evolución. Toda etapa odia la anterior y enfatiza la de justo antes.

Héctor: Pero no creo que sea bueno. Si se pone de moda el post punk y salen, como setas, un montón de grupos yo no me los creo. No es honesto. Pueden hacer algo que te cagas pero a mí los grupos honestos y sin pretensiones son los que más me llegan.

Miguel Stamp: Pero ahora todo el mundo toma referencias. Es normal. Mira El Último Vecino,  suena a los grupos de los 80 que no se les hacía mucho caso. Grupos como Armas Blancas, que si te dicen que son EUV te lo crees y gracias ese revival se recuperar esos grupos que antes la gente les consideraba de clase z.

Héctor: No me refería a eso. Me refiero a cuando se crea una moda, todos los grupos comienzan a sonar iguales.

Miguel Stamp: Es inevitable.

Mario: Pero no lo veo orgánico, no creo que la gente lo haga porque la escena haya llegando a tomar forma hasta alcanzar ese sonido ni porque se  forme una evolución.

Miguel Stamp: A mí me gusta, es algo que evita. el aburrimiento. Ahora se lleva el rockabilly, ahora esto, ahora lo otro. Imagínate que se llevase el neo dark. Sería fenomenal.

Crispetesdeblat:  A mí me gusta como fenómeno social observarlo. Ver como las calles, la moda y la música toman ese cambio. Pero no me gusta dejarme llevar por él, me daría miedo ver cambiar mi armario y mis gustos continuamente.

Miguel Stamp: Es que da la vida. Fomenta a que la gente desempolve maquetas de grupos y salen a la luz grabaciones imposibles. Mira Munster y su recopilación de discos de dark. Era impensable y gracias a todo este revival  tienen éxitos grupos como Alphaville

Mario: Pero lo que yo quiero es que si un grupo que toca neo rockabilly triunfe es porque es la hostia y se han empapado bien de esa música. No que el grupo que hace unos meses hacia hardcore ahora se ponga a hacer neo rockabilly.

Héctor: Claro yo me refiero a que ahora salgan grupos y se fomente todo con la aparición de festivales en honor a esos grupos.

Lachicadelpelotricolor: En definitiva yo creo que la gente no tiene paciencia y se cansa muy pronto de las cosas y además quiere estar en todo y al tanto de todo.

Miguel Stamp: Pero es que la cuestión son las redes sociales y la inmediatez que provocan.

Crispetesdeblat: Es que al final todo se retro alimenta. Tu aburrimiento y las redes sociales te hacen entrar en esto.

Mario: Yo no sé si me estoy haciendo una paja mental. Pero yo creo que la gente también agradece, que dentro de toda la masificación que hay de música y de discos, alguien le diga ahora hay que escuchar esto y después lo otro.

Héctor: La escena no sólo la crea la música sino los circuitos en los que se mueve. Por ejemplo hay una clara escena malasañera con el Siroco, el antiguo Nasti, el Wurlitzer, etc y no sale de ahí.  No creo que las redes sociales son las que fomenten las bandas. Hacer una, buscar a gente que le guste, buscar sitio donde ensayar y hacer canciones es muy jodido. Creo que las redes sociales son ganas crear pretensiones.

Marío: Pero ayudan. La gente se entera de lo que se lleva y de lo que le gusta a su grupo y por tanto siguen sus modas.

Héctor: Ya pero no crea una banda. Yo creo que las modas se hacen por las pretensiones d ela gente. Que eso se fomente con las habladurías de la gente en las redes sociales es otra cosa. 

Miguel Stamp: Antes, había muchos grupos distintos y la gente que iba a ver a Los Coyotes ni iba a ver a Décima Víctima. Por supuesto que había gente que iba a todo pero se diferenciaban mucho. Pero lo que había era sentimiento de grupo, de unión, de pertenecer a un movimiento incluso creándose amigos o enemigos.

Crispetesdeblat: Yo añado un dato que me marcó. En El Diario de Patricia una chica emo llevó a un amigo para que se definiese. Se llegaba a tal punto hace unos años como para llevarlo a la tele. Pero ahora no existe eso. Cualquier pueda estar en un concierto u otro, o mezclar una chupa de cuero con unos pantalones de campana. 

Miguel Stamp: Sí, pero también a la vez hay menos compromiso. Antes había esa esencia de pertenecer,

Lachicadelpelotricolor: Pero es que la gente no quiere elegir, quiere estar en todo. Quiere estar donde suceden las cosas y no sabes decir que no a algo porque no sabes qué repercusión tendrá.

 Continuará…